Guanyem els recursos testimoni dels 44 dies reportats de l’extra de 2012.

Doncs sí. Els nostres serveis jurídics es poden marcar una medalla, perquè açò ho hem guanyat. Ara cal aconseguir que s’estenga la sentència a tots els empleats i totes les empleades públiques.

Cal recordar, que la demanda de la totalitat de la paga extra està pendent d’un recurs al Tribunal Constitucional. Els nostres plantejaments arriben on faça falta. Però açò no lleva que hàgem de seguir el camí jurídic de la reclamació dels 44 dies reportats.

En la lluita per recuperar drets hem d’utilitzar tots els mitjans al nostre abast: la pressió i la negociació, els nostres serveis jurídics, i la imprescindible mobilització.

Recordem:

1.- Les nostres peticions de tota la paga arriben al Tribunal Constitucional

2.- El sindicat hem exigit que l’Administració valenciana ens pague d’ofici a tots i totes sense que faça falta que ens fiquem en embolics jurídics. 

3.- Mentre no tinguem garantit cap dels anteriors punts, cadascun i cadascuna ha de presentar una petició d’extensió de sentència que portaran els serveis jurídics del sindicat.


Per què CCOO a València proposa que fem una extensió de sentència i no un recurs com fan uns altres?
Perquè si fas un recurs l’Administració ho desestimarà com ja ha fet amb els centenars que ja es van presentar. I farà falta recórrer eixa desestimació perquè no s’entenga que desisteixes del procés (aquest nou recurs sí que requereix de l’assistència lletrada, i té el seu cost). Així que val la pena estalviar-se eixe procés i anar directament a la petició d’extensió de sentència. Redueixes temps i t’estalvies papers.

En qualsevol cas, depenent dels Tribunals, l’encertat és presentar un recurs. Així que: cal consultar al sindicat. I l’afiliació pot seguir les senzilles pautes que ja se’ls va enviar per correu ordinari a casa, simplement emplenant i reenviant la carta que van rebre. Les persones no afiliades, poden incorporar-se a tot el procés posant-se en contacte amb nosaltres.

L’important d’aquest procés per a mi són les següents conclusions:

1.- Malgrat el discurs dominant, el sindicalisme de classe és útil (per als treballadors/as, no per als rics, clar!)

2.- Enfront de la política sindical dels que són incapaços de recuperar cap dret, veiem en la pràctica que si no abandonem la lluita i utilitzem les eines sindicals, al costat de treballadors i treballadores sí es pot.

3.- Aquestes conquestes vénen avalades per la mobilització dels treballadors i treballadores de l’ensenyament i de la comunitat educativa: La recuperació de drets avala la mobilització. 

4.- La negociació col·lectiva és imprescindible per a la defensa dels nostres drets. No renunciarem a ella mai, perquè és la forma en què exercim el poder dels treballadors i treballadores front la patronal o l’Administració. Per açò el menyspreu a la negociació és tan perillós, i per açò la patronal i l’administració se la vol carregar.


Informació relacionada:

Noticies Sindicals recuperem drets: extra de 2012

    • #RecuperemDrets

    Per a tu, que com jo, no has cobrat l’extra de Nadal

    Algunas cuestiones sobre el robo de la paga

    1.     No hemos cobrado la paga extra, pero no podemos olvidar que es una medida más de recorte y agresión a los y las trabajadoras. Hemos sufrido recortes de personal, recortes salariales, recortes en derechos (días de permisos, descuentos durante la IT,…).
    2.     Como bien sabrás, hay quien está peor que tú o que yo: por ejemplo las personas que trabajan en discapacidad o con menores llevan 3, 4 ó 6 meses sin cobrar. Lo sabemos bien desde nuestro sindicato, pues no paramos de recibir sus denuncias y no paramos de organizar protestas. Y no podemos olvidar a los 6 millones de personas desempleadas.
    3.     Los dos puntos anteriores no quitan que el recorte salarial brutal de la paga no sea una agresión gravísima. Que otros estén peor no es ninguna excusa para que suframos nuevas agresiones y que aún nos sintamos culpables (esa es precisamente la estrategia del poder). Al contrario: nos iguala. Nos coloca en el mismo “bando” de a los que han recortado: empelados públicos, precarios, desempleados, afectados por EREs.
    4.     Esta medida no es ni necesaria ni justa. Sino que se hace para poder pagar la deuda y salvar a los bancos. Es una medida que responde a los intereses de los ricos. No es verdad que “todos debamos hacer un esfuerzo”. Porque no se trata de hacer esfuerzos, sino de aplicar criterios de equidad a la hora de afrontar dificultades económicas: queremos que quien más tenga que más pague, que se salvaguarden los servicios públicos y que se genere empleo de calidad.

    Técnicamente:

    Algunos interrogantes pertinentes y no resueltos. Nos quitan la extra de Diciembre de 2012, pero ¿Qué pasará el año que viene?. El Conseller de Hacienda dijo que cobraríamos la extra de Diciembre de 2013, ¿Nos podemos fiar? ¿Y qué pasará con la de Verano de 2013?.

    El RD 20/2012 de “medidas para garantizar la estabilidad presupuestaria”, que es como le llaman a robarnos a ti y a mi un buen puñado de derechos laborales, entre ellos cobrar la extra de navidad, fue publicado a mediados de Julio. Con lo cuál generamos el derecho a cobrar la extra de Diciembre al menos esos primeros días de Julio. ¿Qué pasará con esta parte?

    Además la retención en la nómina de Diciembre ha sido superior a la de cualquier mes anterior, debido a que no ha habido modificación de las retenciones en este mes y cotizaremos como si realmente cobráramos la extra. Esperpéntico, zafio, incompetente. Sin embargo en este punto nuestro gobierno ha rectificado: ¡nos lo pagarán a plazos en los próximos 3 meses!. De nuevo esperpéntico, cutre, usurero. Se calcula que serán alrededor de 80€ lo que nos devolverán a cada uno/a.

    ¿Qué hacer?

    La primera alternativa es no hacer nada. Reconocer que “hemos vivido por encima de nuestras posibilidades”, que “todos debemos colaborar”, “total no vamos a cambiar nada”,… respeto a las personas que piensen así. Pero no respeto esa opinión.

    La otra posibilidad es hacer frente a nuestro recorte salarial. Relacionarlo con el resto de recortes padecidos. Unirnos a los del “bando” de los “recortados”. Y sin perder la rabia, organizarnos en nuestro centro de trabajo, en nuestro barrio o con los amigos y amigas, para hacer frente al tsunami neoliberal que estamos viviendo.

    Algunas medidas concretas:
     – Tribunales: Los sindicatos de empleados públicos, de manera unitaria, ya han empezado a recorrer el camino de los recursos.
     – Movilización Social: Cuando la negociación se cierra, el espacio para la movilización aumenta. Apoyemos a los trabajadores y trabajadoras de la sanidad pública en lucha estos días, y a los trabajadores y trabajadoras de la enseñanza contra la retrógrada LOMCE.

    Podríamos tejer complicidades con alumnado, madres y padres de las escuelas públicas como hemos hecho de manera exitosa meses atrás, con usuarios de los servicios públicos, con las personas desempleadas, con los que sufren EREs en FGV o donde sea.


    Unámonos a la gente que no se resigna. Somos muchos y muchas. Y tenemos muchas cosas que decir.